Chimi-nite: la licencia de los miércoles

Tiempo de Lectura: 2 minutos

Quizás muchos conozcan al restaurante Moroconcoco, pero tal vez no muchos sepan de su exitosa Chimi-nite: la licencia de los miércoles en la noche, así que les contaré un poco sobre este bien guardado secreto (claro, hasta que fue Bocatips) acerca de un clásico de la cultura dominicana: los chimichurris.

Chimi-nite: la licencia de los miércoles
Fotografía de Iván Mendez

Lo que comenzara una noche como una aventura ha tenido que convertirse, por fuerza popular, en la parada de rigor para remembrar aquellos años maravillosos cuando en contadas noches nuestros padres nos daban licencia para salir por el barrio con los amigos a comernos un chimichurri; y qué mejor manera de saborear esos recuerdos que con un chimi como los de antes, “de verdad”, pero mejorado.

Chimi-nite: la licencia de los miércoles. Moroconcoco.
Fotografía de Iván Mendez

El rico olor de la carne a la plancha da la alerta: ya casi hemos llegado; el carrito de chimi, los clásicos panes de agua ya cortados, la “loma” de repollo, los potes de salsa, el humo, y ese insistente olor nos terminan de hacer agua la boca y nos ponen existencialistas: comernos 1 chimi o 2, that’s the question!

Ya sé, ya sé, deben estar pensando: un chimi solo es un chimi, qué puede tener de especial para salir a “sancajearlo”,  un miércoles en la noche?, el secreto está en la carne, preparada por Henry Horne (chef de Moroconco), con premeditación y alevosía para lucírsela esa noche.

Chimi-nite: la licencia de los miércoles. Henry Horne.
Fotografía de Iván Mendez

No hay que olvidar que el pan de agua, suave e impregnado de los jugos de esa sabrosa carne, y el abundante repollo bañado en espesa salsa rosada (por cierto, siempre podrá ponerle toda la que desee), juegan su rol en hacer de este chimi nite, una noche de gula donde olvidamos cualquier dieta o norma que regule las cantidades de proteínas y carbohidratos.

Menú Chimi-Nite

Chimi-nite también incluye en su menú: sandwich de pierna, cheese steak, bacon cheese y choripan. Un detallito que hace la diferencia es que podemos comer a rienda suelta a cuenta de la tarjeta de crédito, algo totalmente inusual en los puestos de chimichurri. No olviden preguntar por el Mabí y por los dulces, para aprovechar al máximo esta licencia de los miércoles en la noche.

Tip: Como siempre digo, comer es la forma más económica de viajar, incluso, a través del tiempo. Saborea y rememora en las Chimi Nites.

Nota: agradecimiento especial a Iván Méndez por cedernos amablemente algunas de sus fotos.

Comparte este artículo

Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Artículos relacionados

7 thoughts on “Chimi-nite: la licencia de los miércoles”

    1. En la calle Eduardo Jenner 4, La Esperilla. En el mismo local del restuarante Moroconcoco. Detrás del INVI. Cualquier info. adicional puede visitar su fan page en Facebook. Anímese, no se arrepentirá.

  1. y esta pregunta es para cuando pueda comer claro. Donde queda Moroconcoco? diablo loca por un chimi como lo de ante!!!!

  2. me encanto este articulo!!!!!!! gracias por escribir con tantos detalles nuestro chimi nite!!!!! wao !!!!! que alegria leer como nos perciben y cual fue su experiencia con nosotros!!!! totalmente emocionada estamos!!!

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Recursos para atraer y convence a tus seguidores usando tus palabras

Atrae y convence a tus seguidores usando tus palabras

Descarga gratis estos recursos que te ayudarán a usarlas a tu favor.