El sabor de lo cotidiano

20130108-135020.jpg
Me encanta que sea esta la vivencia que comparta con ustedes como la primera del año.
Nuevo año, nuevos planes y sueños por alcanzar y en mi caso, nuevo vida de casada. Han pasado apenas cuatro meses y no he hecho más que aprender a sorprenderme, aprender a amar la diversidad, aprender a amar la espontaneidad y sobre todo aprender a amar estas cinco letras: hogar.
Ahora es “emocionante” llegar a casa a inventar una cenita con “lo que hay” y sorprenderme de cómo el amor activa la creatividad y convierte un paquete de pennes y unas rosas, ya un poco marchitas, en unos “penne romanticón”.
Ahora es agradable llegar a casa y calentar el cocido de garbanzos que preparó mami, y sudar mientras lo saboreo, un poco de añoranza familiar. Recordar una vez más lo rico de lo casero, lo cálido de lo cotidiano, la magia del hogar…
Me encanta comenzar este año donde todos pronostican que habrá que ahorrar más y disfrutar menos con esta, mi reflexión:
TIP: Ahorrar no implica disfrutar menos, sino recordar todo lo que podemos disfrutar con mucho menos de lo que a veces nos hacen pensar.
20130108-141541.jpg

También te puede interesar

Leave a Reply

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>